sábado, 28 de febrero de 2015

Etiopía: II parte.

















Parque Nacional Awash.

 

 

 

 

 

 

Cruzamos Addis y nos dirigimos al P.N. Awash.

El paisaje ha cambiado, dirección este nos acercamos al desierto.

El Parque Nacional de Awash tiene 756 km². Los ecosistemas que encontramos eran de sabana y matorral espinosos.
Pudimos observar numerosas aves: alcaudones, calaos, abejarucos, avutardas, secretarios, avestruces ... .
En cuanto a los mamíferos: dik-dik, oryx, gacelas, babuinos, hamadrias, kudus, facoqueros, liebres, chacales, cebras reales, hienas ... .
Y como reptiles: cocodrilos y tortugas.

El paisaje de sabana es roto por el cauce del río Awash, proporcionando cascadas y bosques de acacias en las riberas.

Pero lo más destacado es la presencia de los Afar y Kereyou. Tribus nómadas, dos etnias rivales con dramáticas relaciones. Actualmente el Gobierno Etiope media para evitarlos. Ambas etnias van armadas con fusiles y espadas.

Cuando nos vimos frente a ellos la sensación fue de inferioridad. Ellos altos, negros con sus prendas blancas, armados y en su hábitat y nosotros en fin ... . Se cruzaron pocas palabras entre el guarda y ellos. El guarda también va armado, el año pasado estas tribus mataron a dos compañeros suyos. Nos marchamos por donde vinimos. Eran Kereyou, sus limpios camellos eran su seña de identidad.

También visitamos a los Afar mientras daban de beber al ganado, lavaban la ropa y se bañaban en una fabulosa charca. Esta armonía entre el ser humano y la naturaleza nos dejó absortos mientras los niños miraban a esos blancos con algo que les colgaba del cuello, nuestros prismáticos.

Algunos llevaban a modo de adorno sus dientes tallados en "V".

La fotografía en ambas tribus esta terminantemente prohibida, ni a la gente ni a ganado. Te juegas el físico literalmente


















Azor lagartijero oscuro (Melierax metabates)















Avutarda árabe (Ardeotis arabs)


















Secretario (Sagittarius serpentarius). Curiosa rapaz que caza en el suelo acechando a saltamontes, reptiles y pequeños mamiferos.

















Avefría coronada (Vanellus coronatus)















Riberas del río Awash.















Oryx (Beisa oryx)















Pareja de Oryx.















Gacela de soemmering (Nanger soemmering), en peligro de extinción.















Dik- dik de günter (Madoqua quentheri)















Chacal de lomo negro (Canis mesomelas)



















Hiena manchada (Crocuta crocuta). Magnifica bestia.



















La escasa cebra real (Equus grevyi) en peligro de extinción, apenas existen unos miles.















Hamadrias (Papio hamadryas). Habita en semidesiertos, sabanas secas y zonas rocosas en las que descansa.















Hamadrias (Papio hamadryas) desparasitándose. Su dieta es omnívora.















Hiena manchada (Crocuta crocuta), la mayor de las hienas.















Atardeciendo en Metahara, disfrutando del despertar de las hienas.















El guarda.















Cascadas del río Awash.


















sábado, 21 de febrero de 2015

Etiopia: I parte















26 horas de viaje para llegar a Addis Abeba ni que estuviese en el cuerno de África.

He venido a este singular país africano con unos compañeros por su rara fauna, por sus contrastados ecosistemas y por la atracción que siempre he tenido por el África negra.

Haremos el siguiente recorrido: desfiladero de Muger, gargantas del Nilo Azul, P. N. de Awash, P. N. de las Montañas Bale, Reserva de Senkele, P .N. de Nesichar, P. N. de Abiata- Shala.

En ellos pretendemos avistar a la sorprendente y escasa fauna Etiope. Debido al aislamiento de sus hábitas a modo de islas, se encuentran numerosos endemismos tales como el lobo abisinio, el gelada, el nyala de montaña ... en cuanto a mamíferos, siendo el punto fuerte de la fauna endémica sus aves.

Cruzamos Addis Abeba dirección norte atravesando un cinturón boscoso de eucalipto. Este árbol se utiliza tanto para la estructura de las casas más humildes, como para la construcción de andamios de los grandes edificios, y en general para cualquier utensilio hecho con madera.

Queremos ver a los fantásticos geladas, el Nilo Azul y probar la ingera, que es la comida típica del país.















Niña pastora en Durba. Este pueblo se encuentra ubicado sobre el desfiladero de Muger.
















Niños pastores. Los niños se ocupan también de la ingrata tarea de espantar a los geladas en época de siembra de los cultivos. En los cuales pueden causar importantes daños.
















Gelada (thercopithecus gelada). Su alimentación es básicamente herbívora.
















Gelada (thercopithecus gelada). Imponente. 
















Cultivos aterrazados de diferentes especies. Todo es realizado sin medios mecánicos, desde la siembra hasta la siega. Nuestros padres o abuelos también conocieron este tipo de vida.
















Amanecer en Debre Libanos.
















Gelada (thercopithecus gelada). Tierno.
















Gargantas del Nilo Azul. Con profundidades que van de los 1200 mts. a los 1500 mts..
















Niños después de la siega.
















Típica aldea rodeada de plantas de eucalipto de diferentes edades.
















El servicio de limpieza. En esta foto podemos diferenciar tres especies de buitres diferentes.
















Cruzamos Addis Abeba para dirigirnos hacia el P. N. de Awash. Addis como todas las grandes ciudades africanas es un caos circulatorio. La mala combustión de los vehículos, unido al polvo que estos levantan y a las obras de envergadura que se están realizando hace que el respirar resulte desagradable.
















Addis es una ciudad en pleno desarrollo.